Saltar al contenido
EconomíaTIC

Estructuras de mercado

La Estructura de Mercado es la forma de organización del mismo, y en buena medida determina el poder de mercado y la influencia en el precio por parte de los agentes económicos.

Algo que caracteriza a los mercados con gran facilidad, es que los mismos no son homogéneos y por lo tanto no suelen comportarse de la misma manera. Cada mercado posee propiedades únicas y en las que se debe reparar con detenimiento, si se espera posicionar o llegar a relanzar un negocio.

mercado

Entonces se tiene que la estructura del mercado es simplemente la forma de organización del mismo. También está en la capacidad de determinar el poder del mercado, y con respecto a su precio, la influencia que tiene de los agentes económicos.

Es por ello que la estructura de mercado tiene tanta importancia al momento de determinar las posibilidades o estrategias para un posicionamiento óptimo. Para conocer más a fondo las aplicaciones del tema, a continuación se explicará más de los conceptos relacionados, y algunos de los ejemplos a estos más destacados en la actualidad.

¿Qué es un mercado?

Un mercado se puede definir con un grupo de compradores y vendedores que mediante sus interacciones, podrán determinar el precio de una serie de bienes.

Entonces la estructura de mercado, está compuesta por las características de éste mercado. Dichas características están en la capacidad de influir en el comportamiento de las empresas, y por lo tanto en los resultados que ofrezcan.

Por su parte, los aspectos principales que determinan la estructura del mercado serian el número de agentes existentes en éste (compradores y vendedores); el poder relativo de negociación para fijar precios; su facilidad para entrar o salir de los mercados y su grado de diferenciación y unicidad de sus productos.

Es la interacción de estos factores los que permiten que coexistan las diferentes estructuras de mercados. Entonces ¿cómo se estructura un mercado? Los mercados pueden ser de competencia perfecta o de competencia imperfecta.

Mercados de Competencia Perfecta

Mercado en el que existe gran cantidad de competidores, de forma que ningún agente puede influir en la determinacion del precio. Esta situación está sujeta a hipótesis que hacen que no se corresponda a lo que ocurre en la realidad, pero resulta útil desde el punto de vista del análisis microeconómico para resolver situaciones concretas y conocer cómo reaccionan los agentes ante cambios concretos en el mercado. Para que se de la Competencia Perfecta se tienen que dar las siguientes hipótesis simultáneamente:

  • Existe un elevado número de consumidores y productores, de forma que las empresas son precio-aceptantes de la disposición máxima a pagar por los consumidores.
  • El bien o servicio producido en el mercado es homogéneo. Es decir, no exoiste la diferenciación de producto y los consumidores no tendrán preferencia por el producto de una empresa específica.
  • No hay barreras de entrada al mercado a nuevas empresas.
  • Existe información perfecta y completa, de manera que no hay agentes con información privilegiada que puedan influir en las decisiones de los demás.

Mercados de competencia imperfecta

Por el contrario, los mercados de competencia imperfecta corresponden más a una realidad. La razón inicia desde que es imposible tener la ausencia de competidores o marcas que intervengan en el mercado.

Los mercados imperfectos son aquellos en donde una o más empresas influyen en el precio medida porque ofertan productos diferenciados o limitan el suministro. Y es por ello que cuanto menor sea el número de empresas existentes, mayor es su capacidad de influir en el precio, ya sea mayor o menor.

Y esta es la razón por la que los distintos modelos de mercado de competencia imperfecta se determinen según el número de empresas que participan en éste. Las características principales de éste son:

  • Concentración de empresas reducida: Existe un número bajo de empresas en determinada área. Tal cual ocurre con el monopolio.
  • Hay influencia por parte de los vendedores en el precio: Es común que los vendedores influyan de manera notoria en el precio. Llevando así la contraria, del espíritu libre de mercado.
  • Tienen productos diferentes: Ya sea por su diseño o por su utilidad, los productos de este tipo de mercado se diferencian de otros para los consumidores.
  • Hay una fuerte barrera de entrada al mercado: Existe una barrera de entrada destacada que impide que las nuevas empresas tengan oportunidades en el mercado.

Teniendo en cuenta todo esto, existen dos mercados representativos de la competencia imperfecta, considerados en la literatura económica como fallos de mercado. Son el monopolio y el oligopolio por excelencia, aunque dentro de ellos existen también variaciones, que veremos a continuación:

Monopolio

Existe un sólo productor del bien o servicio en el mercado, con total poder de mercado, pudiendo influir directamente en la cantidad ofrecida y en el precio del bien, sin tener en cuenta la función de demanda. El monopolio, junto con el oligopolio y la competencia monopolística, se considera un fallo de mercado, puesto que normalmente genera externalidades negativas sobre los consumidores en términos de bienestar.

El monopolio es una clase de estructura del mercado de competencia imperfecta, en donde existe un único vendedor y muchos compradores. El poder de este vendedor es tal que puede influir de forma directa en la cantidad ofrecida y el precio del bien, sin considerar la función de la demanda.

También está asociado con las barreras de entrada y salida, y representa un fallo del mercado debido a que genera externalidades negativas en el bienestar de los consumidores.

Por igual, existe el monopolio natural, que es un caso particular en donde un monopolio está en la capacidad de generar la producción de mercado completa con un coste menor al ofrecido por entidades públicas o empresas privadas.  Ellos pueden darse en servicios públicos básicos como los de agua, alcantarillado, telecomunicaciones, transporte, entre otros.

Causas que explican la aparición del monopolio

Existen factores que pueden explicar con facilidad por qué se origina la existencia del monopolio en el mercado. Estas corresponde a:

  • Existe un control de recursos: El recurso productivo se encuentra bajo el control de una sola empresa, por lo que es esta la capacitada para manejar dicho recurso solamente.
  • Innovación superior: Otro de los motivos es que ciertas compañías se encuentran a la cabeza de innovación productiva y una mejor tecnología. Lo que permite tener mejores oportunidades.
  • Concesión de patentes: También se da cuando la concesión de patentes se brinda a un solo productor, haciendo así el camino difícil de recorrer para la competencia de dicha marca.
  • Otros: Otras causas para la existencia del monopolio corresponden a la coexistencia de economía de escala, el control del Estado sobre la oferta y regulaciones gubernamentales.

Ejemplos de monopolio

En la actualidad existen miles de ejemplos de monopolios en todos los servicios y productos ofrecidos en el mundo. Para comprender más del tema, esto se mencionara a continuación algunos de los ejemplos más famosos:

  • Microsoft: Microsoft tiene una posición dominante en el mundo, generando una evolución por completo en el mercado de hardware y software. Esta empresa desarrolla al sistema operativo Windows y sus complementos, por lo que tiene diversos litigios legales por monopolio en Estados Unidos y en la Unión Europea.
  • Coca-Cola: Aunque Coca-Cola tiene presencia en más de 200 países y su marca es una distintiva de la famosa bebida refrescando color negro, esta marca también ha adquirido numerosas pequeñas marcas en este sector, logrando así un monopolio en toda regla.
  • Bayer y Monsanto: Bayer posee a nivel mundial una gran parte del mercado de medicamentos y licencias, y gracias a la compra de Monsanto, se encuentra en una posición de más dominancia aun.
  • Google: Google es la empresa más importante de internet, tanto así que casi todo lo que se busca por internet estará en algún punto relacionado con esta empresa. La misma ha sido acusada de darle mayor relevancia a su motor de búsqueda que a otros.

El oligopolio

Por su parte, el oligopolio corresponde a cuando más del 40% del sector es dominado por empresas que pertenecen al mismo conglomerado. De esta forma, el poder del mercado será repartido entre un grupo selecto y reducido de productores.

Anotando que las decisiones de todos los involucrados, afectan a todos los involucrados. Ambiente que crea una fuerte rivalidad, para así determinar quién puede llevarse la mayor parte de la cuota del mercado.

Una de las grandes implicaciones de dicho contexto, es que todos los que sean integrantes del sector estarán en la capacidad de conocer las acciones de sus propios competidores. Con respecto, al ingreso de nuevas empresas, representa algo poco probable.

El monopsonio y el oligopsonio

Cuando se refiere a monopsonio se refiere a un tipo de mercado en donde solo existe un comprador, y esto deriva en el demandante sea el que determine el precio del producto. Ejemplo de este es la industria de armamento pesado.

Mientras que el oligopsonio se deriva en el tipo de mercado en donde los demandantes se encuentran agrupados en un número reducido, ellos tienen poder sobre el precio, y por lo tanto se obtienen precios poco razonables. Ejemplo de esto ocurre en muchas empresas automovilísticas o las propias cadenas de cine.

Duopolio

En el caso del duopolio, lo que esta palabra desea indicar, son aquellos mercados en donde toda la oferta estará centrada en dos marcas. Dichas marcas se encontraran en una competencia habitual por la captación de clientes.

Los métodos para lograr el mayor número de consumidores pueden ir desde la originalidad, pasando por los precios o las ofertas. Sin embargo, es una limitación notoria para el consumidor quien se ve en la imposibilidad de escoger una tercera vía.

Un ejemplo perfecto del duopolio es Mastercard y Visa.

La competencia monopolística

Los monopolios no paran de intentar crecer, algo que no es de extrañar si se toma en cuenta que dependen de ello para mantener su estatus. Pero no siempre se encuentran con el camino libre debido a la existencia de otro similar, pero sin que exista el control dominante de ninguno de estos. Es allí cuando se refiere a la competencia monopolística.

La base de esta competencia es la de productos que se asemejen entre sí, pero que al mismo tiempo cada uno tenga detalles distintivos, que al complacer a distinto sectores del público, logran establecerse en parte iguales.

Para que esto exista, es necesaria la diferenciación del producto, la cual puede estar presentada en su diseño, precio o calidad. Es conocida además por reunir un poco del monopolio, el oligopolio y la competencia perfecta.